Zonas de tornados en Estados Unidos

No tenemos dudas de que una de las cosas más complicadas al momento de una mudanza es tomar la decisión más acertada del lugar, y para ello es importante evaluar todos los aspectos que forman parte de las alternativas. Los desastres naturales son otro tipo de riesgos que deben estudiarse a profundidad, y podemos ayudarte con esto.

De manera exacta, es fundamental que conozcas cuáles son las zonas de tornados en Estados Unidos, y es de ellas que te hablaremos en este artículo. Además, si estás viviendo en una de esas localidades, te dejaremos algunas recomendaciones que puedes tener en cuenta en caso de que ocurra un fenómeno de este tipo.

¿Qué son los tornados?

Pero antes de hablar sobre los espacios geográficos más afectados por estos sucesos naturales, debes saber que se trata de torbellinos que pueden aumentar su tamaño de manera considerable dependiendo de la velocidad. Asimismo, se forman por la unión de corrientes de aires con diferentes densidades.

En el caso de Estados Unidos, los tornados son producidos por masas de aire frío que van desde el Polo Norte y otras que proceden desde el Golfo de México, cuya naturaleza es mucho más cálida. Precisamente la fusión de estas corrientes en los valles son las que propician la formación de los tornados que acabamos de explicar.

Otra cosa relevante que debes tener en cuenta es que los tornados y los huracanes se diferencian, de manera principal, por el tamaño de sus diámetros. En el caso de los primeros, la medida puede ser de 300 metros a 3 kilómetros, mientras que los segundos tienen círculos que pueden abarcar hasta 2 mil kilómetros.

Estados Unidos es uno de los territorios que tiene mayor incidencia de tornados en todo el mundo, aunque, claro está, los demás continentes no están exentos de sufrir este tipo de riesgos naturales.

¿Cuándo se originan?

Respecto a esta pregunta, no podemos dar una respuesta exacta pues, como ocurre con todos los aspectos que tienen relación con la naturaleza, los tornados no tienen una fecha determinada de llegada. Sin embargo, sí podemos afirmar que durante la primavera y el verano hay mayores probabilidades de que ocurran en Estados Unidos.

En cuanto a las horas, es posible que este fenómeno pueda producirse durante la tarde (tal vez desde las 2 hasta las 8), y esto se debe a que la temperatura atmosférica puede alcanzar el máximo de sus límites.

En este sentido, cuando el territorio está más cálido, es cuando puede haber mayor inestabilidad y, por ende, aparecen las tormentas que preceden a los tornados.

Tornado Alley

Ahora que conoces la definición de este fenómeno, es momento de que sepas cuáles son las zonas en las que se experimenta un mayor número de tornados, y para ello tenemos que hacer referencia al Tornado Alley (conocido también como el «Callejón de los Tornados»).

De manera exacta, este evento meteorológico ocurre en una serie de estados que se encuentran en el Medio Oeste de USA, específicamente en la zona de las Grandes Planicies.

Como explicamos en el apartado anterior, los valles son los principales puntos en los que actúan los tornados, y precisamente ese espacio geográfico rodeado por las Montañas Rocosas es ideal para este suceso. No obstante, debes tener en cuenta que absolutamente todo el país es propenso a este riesgo, aunque en menor medida.

Ahora bien, ¿a partir de qué momento se puede alarmar sobre un tornado? Aunque los parámetros pueden cambiar dependiendo del estado y de los organismos meteorológicos a cargo en cada región, lo más común es que se pueda confirmar que, efectivamente, existe un tornado cuando este fenómeno pase de un condado a otro.

Estados con más riesgos de tornados

Dicho esto, ahora que conoces, de manera exacta, que el Tornado Alley se encuentra en los estados del Medio Oeste de Estados Unidos, debes saber que estas zonas son las que concentran la mayor cantidad de riesgos de tornados.

Eso sí, no podemos dejar a un lado que algunas regiones del sur (como Florida) también experimentan tornados, pero su duración y su fuerza son mucho menores que en el espacio que hemos mencionado. Para que tengas una mejor idea de los estados más afectados, a continuación te dejamos un listado de ellos.

  • Illinois
  • Kansas
  • Oklahoma
  • Misuri
  • Florida
  • Luisiana
  • Arkansas
  • Misisipi
  • Nebraska
  • Iowa
  • Tennessee
  • Indiana
  • Texas
  • Alabama
  • Kentucky

Estados con menos riesgos de tornados

Como mencionamos anteriormente, no todas las zonas de Estados Unidos experimentan un riesgo alarmante de tornados, y por ello es momento de explicar cuáles son los estados que tienen menos incidencia de este fenómeno natural.

Antes de nombrarlos, debes saber que los tornados pierden fuerza a medida que se desplazan entre los condados, y, por ende, después de pasar el Tornado Alley las corrientes de aire son casi nulas en la costa este de Estados Unidos.

Es precisamente esta región la que tiene menos riesgos, por lo que podrías considerar los siguientes estados para vivir si no quieres experimentar la llegada de tornados.

  • Nueva York
  • Nueva Jersey
  • Pensilvania
  • Maryland
  • Delaware
  • Maine
  • Carolina del Norte
  • Carolina del Sur
  • Vermont
  • Virginia

Recomendaciones en caso de desastres

En caso de que vivas en algunas de las regiones de riesgos que ya mencionamos (o que vayas a mudarte a alguna de ellas), te dejamos algunos consejos que podrías tener en cuenta para protegerte ante la llegada de tornados. Míralos a continuación y no dejes de aplicarlos ante cualquier eventualidad.

  • Presta atención a la información meteorológica: es probable que el Sistema de Alertas de Emergencia sea el ente encargado de propiciar los datos sobre el posible acercamiento de los tornados. Por ello, es esencial estar atento ante cualquier señal de prevención que puedan dar los conocedores del área.
  • Crea un plan de contingencia: la duración y la fuerza de cada tornado puede variar dependiendo del área, y por ello es fundamental tener una planificación clara de los posibles pasos que se deban seguir para mantenerse a salvo. Aunque el estado dé algunas sugerencias, es importante que el plan individual sea totalmente factible y fiable, aun en la adversidad. Por ende, escoger un sitio certero en el que, incluso, puedas quedarte varios días es crucial.
  • Prepara un kit de emergencia: nuevamente, el equipaje correcto dependerá de las condiciones meteorológicas exactas de cada estado, pero, de manera general, podemos decir que no deben faltar el agua, los alimentos y los medicamentos para dar primeros auxilios. De manera general, te recomendamos pensar en todos los implementos que te ayudarán a pasar varios días fuera de casa, incluso si no hay acceso a la electricidad (recuerda que ese problema puede suceder si los tornados aumentan su fuerza).
  • Identifica la aparición del tornado: aunque los indicios de alertas pueden cambiar dependiendo de lo estipulado por cada estado, lo más seguro es que los puedas identificar por la aparición de una nube que vaya girando con un sonido sumamente fuerte (como de escombros arrastrados). Este es, entonces, el último consejo que te daremos por el momento, sin dejar a un lado que la calma es clave, aun cuando todo el panorama indique que, inevitablemente, hay un tornado acercándose.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*